Excepciones fiscales en Panamá son un peso en las recaudaciones

asolis@noticiasdepanama.com

Panamá pierde al menos el 40% de los ingresos tributarios por evasión fiscal, mientras que otros US$500 millones anuales se dan en excepciones fiscales.

Estas excepciones fiscales se dan por una serie leyes especiales al menos 110 que se otorgan a empresas y personas en su mayoría con el objetivo de ser al país más competitivo.

“El tema de la competitividad realmente yo creo que es un mito, nosotros en la DGI hicimos un estudio en el que muestras que Panamá en el régimen general, sin las excepciones, es profundamente competitivo ya, no tienen sentido lógico dar más tratamientos especiales” dijo Publio Cortes quien hasta las próximas semanas estará como Director General de Ingresos.

Somos el país con la menor Presión Tributaria de los gobiernos centrales de los países latinoamericanos para el año 2016 dijo en un conversatorio con los medios, En otros países existen al menos tres niveles de impuesto incluyendo los municipales destacó.

“Lo que pasa es que los empresarios viene a Panamá y el mismo Ministerio de Comercio les dice ¿quieres que te rebaje los impuestos?” afirmó Cortes.

Según dijo, existe el mal entendimiento de que Panamá para ser competitivo hay que rebajar impuestos, pero las reales debilidades de competencia del país no están en el sistema tributario están en otros temas como la preparación de personal, que no hablamos inglés costo laboral, código laboral de los años 70 que tiene unos costos extraordinarios y otras cosas,.

Añadió que considera que la herramienta tributaria no es la única y que “abusaron de ella”.

Para el 2017 los ingresos tributarios de Panamá recaudaron US$505 mil millones. Y ya para este años reportes están en positivo, pero al mismo nivel que el año pasado. Para el 2018 tiene una visión optimista y esperan que en el segundo semestre eventos como la Jornada Mundial por la Juventud (JMJ), las obras finales del gobierno, y la campaña electoral general mayor movimiento a la economía

Para el funcionario la DGI necesita más autonomía y más recursos.