Reabren Teatro Nacional de Panamá

Redacción 

snip@noticiasdepanama.com 

La inauguración formal del teatro nacional se realizará el 3 de octubre con una gala con el ballet nacional y desde el 4 de octubre inician las actividades dentro del teatro restaurado, pero este 1 de octubre se realizó un acto de reapertura con las autoridades.

Le correspondió la apertura de las tres grandes puertas a estudiantes de la Escuela primaria Simón Bolívar, el presidente de la República, Laurentino Cortizo Cohen, acompañado del ministro de Cultura, Carlos Aguilar.

“Este es un acto importante, porque hace 111 años el 1 de octubre de 1908, se abrieron por primera vez las puertas de este teatro.  Es una de las obras arquitectónicas más representativas de la República, construida entre los años 1905 y 1908.

De esta forma se “hace un reconocimiento para todo los que han trabajado en la restauración de este hermoso edificio” destacó el presidente Cortizo Cohen.

La restauración es integral en toda la estructura, respetando cada detalle y el valor arquitectónico de la obra, la más grande en la historia del teatro. Que tuvo un costo de US$15 millones.

Los trabajos se dividieron en dos áreas: la restauración pictórica y de rehabilitación del edificio: es decir, la restauración de las obras de Roberto Lewis, que son joyas invaluables para el arte, y además se reforzó toda la estructura del edificio, se cambiaron los techos, se cambió totalmente la losa sobre el escenario, las terrazas exteriores fueron reforzadas, por lo que el edificio está preparado para resistir muchos años más en óptimas condiciones.

En relación a la restauración pictórica, se renovaron todas las obras del decorador Enrico Conrado y el edificio que fue concebido por el arquitecto Genaro Ruggieri. Además se restauraron las 41 obras del maestro Roberto Lewis; y se reforzaron las superficies de las obras y los lienzos.

Durante este complejo proceso, todo el techo sobre el torreón de tramoya fue reemplazado, al igual que el techo sobre la sala y todas las áreas estructurales han sido reforzadas, saneadas y recuperadas.

En el auditorio principal se hizo la restauración completa de la pintura de Roberto Lewis, que «es su joya máxima» y que representa el nacimiento de la República.

Todos los palcos fueron restaurados, se cambiaron las luces alrededor del plafón para mejorar su iluminación y en todo el edificio se cambió el cableado eléctrico.

Fue necesario dotar al escenario de equipos tecnológicos más modernos, por lo que se reemplazó toda la maquinaria escénica, con equipo de última generación de sonido, iluminación y tramoyas. El foso del escenario se ha equipado con un elevador, para mejorar la calidad de las presentaciones artísticas.