Regulador de EEUU pide hacer diligencia ampliada a entidades financieras en Panamá por la lista gris de GAFI

Alma Solís

asolis@noticiasdepanama.com

El Financial Crimes Enforcement Network (FinCEN), regulador estadounidense, pidió a las entidades financieras de ese país realizar una debida diligencia ampliada sobre sus relaciones de corresponsalías con entidades en jurisdicciones en la lista Gris del Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI) en la que está Panama.

Fincen es una agencia del Departamento del Tesoro de Estados Unidos que almacena y analiza información sobre transacciones financieras con el fin de combatir delitos financieros, como el fraude hipotecario, lavado de dinero y financiación del terrorismo.

En el documento, al que tuvo acceso SNIP-Noticias, emitido este viernes 12 de julio señala que las instituciones financieras estadounidenses deben considerar los riesgos asociados con el lavado de dinero y financiamiento al terrorismo en las jurisdicciones identificadas como deficiencias (Bahamas, Botswana, Camboya, Etiopía, Ghana, Pakistán, Panamá, Sri Lanka, Siria, Trinidad y Tobago, Túnez y Yemen).

Para el abogado y ex comisionado de Valores ( hoy Superintendencia del Mercado de Valores ), Carlos Barsallo, la diligencia ampliada basada en riesgo indica mayores controles y procesos, documentación de actuaciones, pedidos de evidencias. «Aumenta costos» indicó.

«Ese es el proceso que conlleva costos y tiempos y resta competitividad ya que esto no lo tienen que hacer con otros centros financieros» advirtió Barsallo.

Por su parte, Julio Aguirre, asesor financiero, explicó que Fincen es una autoridad equivalente a decir la Unidad de Análisis Financiero (UAF) en Panamá.

«En ese sentido, el aviso que Fincen ha emitido es parte de su proceso de advertencia de identificación de riesgos, toda vez que la lista de GAFI es una fuente para calificar riesgo país en materia de Prevención de Lavado de Dinero.

Aguirre indicó que lamentablemente, Panamá se debe preparar para presiones de los bancos corresponsales. Las acciones que pueden tomar son visitas para la evaluación a los programas de cumplimiento; cuestionamientos específicos para corroborar que tenemos mitigantes proporcionales a los riesgos y/ o más presiones en los documentos sustentadores de transacciones. «Espero que no tengan previsto el cierre de cuentas» dijo.

El asesor añadió que los bancos son los que reciben en primera instancia la presión de los bancos de EEUU, y dependiendo el tipo de presión, algunos clientes de los bancos se verán afectados, como es el caso de los casinos, empresas de remesa y Casa de Valores. «Debemos esperar las repercusiones que se deriven de este tipo de adviertencia, las cuales dependerán de cada caso» manifestó Aguirre.

Para la presidente de la Asociación Bancaria de Panamá, Aimée Sentmant esto es un procedimiento normal de Fincen.

De hecho se lo esperaban, porque al ser consultada por SNIP-Noticias el pasado jueves 11 de julio, durante una conferencia de prensa, sobre las presiones a los bancos por una debida diligencia ampliada , no descartó que esto fuera uno de los impactos porque este es un trámite de Fincen en estos casos y consideró que lo importante es actuar en compromisos.

» A pesar de que la razón de estar en esta lista no está relacionada con sistema bancario, no podemos desconocer el impacto que esta lista tienen en la economía del país, incluyendo el sistema bancario. Definitivamente al tener identificados puntos de atención y compromiso de acción por parte del gobierno de Panamá para poder salir de esta listas, los corresponsales tienen todo el derecho de exigir información adicional o procesos de debida diligencia ampliada en los sectores que hayan determinado como alto riesgo y que sean clientes de los bancos» dijo Sentmant.

Continuó indicando que se puede esperar un impacto en el costo de operación en las instituciones bancarias y puede tener implicaciones en el costo al final del crédito de acceso y al crédito de los clientes. Lo que significa un incremento de tasas, aunque aclaró que existen otros variables.

Resaltó que en este caso lo importante es que en los próximos once meses, tener muy clara una hoja de ruta de cumplimiento como país para evitar mayores impactos.

Ante la advertencia de FINCEN, la obligación de las instituciones financieras es EEUU es cumplir con diligencia ampliada y de no acatar esta debida dilgencia pueden ser sujeto de sanciones a haber sido advertidas de sus obligaciones y no cumplirlas.

Pero también indicaron que los pasos que se den deben ser razonables y no deben poner en tela de juicio la capacidad de una institución financiera para mantener o continuar las relaciones apropiadas con los clientes u otras instituciones financieras, y no deben utilizarse como base para participar en la eliminación de riesgos al por mayor o indiscriminada de cualquier clase de Clientes o instituciones financieras.